Skip navigation

>
Si establecemos un corte sincrónico de la realidad, y analizamos las características de las marcas y las empresas que las producen el día de hoy, podemos observar que hay una especie de proceso de “humanización”
Cuando digo humanización me refiero al conjunto de normas legales empleadas para transformar un edificio corporativo, en un ser humano, con ideales y valores parecidos a los nuestros.
La metodología de comercio cambió, el objetivo sigue siendo el mismo: vender.
Mediante los creativos slogans, las empresas no sólo nos presentan una imagen del producto, sino que intentan generarnos la necesidad sobre una carencia, no sólo material, sino también emocional.
Para lograr esto, las empresas dejaron de ser sólo instituciones para convertirse en seres amigables, que interactúan con la razón su existir: los clientes.
Así incorporaron VALORES, ficticios, ya que ningún edificio corporativo tiene sentimientos hacia los demás, no son seres vivientes, son una simple organización con fines de lucro, fines de expansión y reproducción del mismo ciclo. Dichos valores se adjudican a la presentación de un producto “X” resaltando ciertas características que esperan causar ciertas reacciones en los consumidores.
El uso de la psicología conductista (estímulo-respuesta) se hace presente en esta instancia, en la que la empresa quiere generar una necesidad que pueda ser satisfecha mediante el consumo del producto en cuestión.
El departamento de marketing y publicidad de una corporación son un equipo encargado de analizar las demandas en la sociedad y conformar así, gracias al ingenio de sus integrantes, slogans, los cuales pueden ser definidos como la síntesis que manifiesta los beneficios del producto.
Los slogans invaden nuestro espacio, a través de los multimedios. Pero lo que quiero recalcar, es la construcción de valores que se obtienen mediante el consumo de las marcas, observen los siguientes y saquen sus propias conclusiones:

Mc Donalds: Me encanta
LG: “Life’s Good
Coca-Cola: Destapá Felicidad
Apple: Piensa diferente
Quilmes: el sabor del encuentro
Clarín: “el gran verso (ejem,… digo “diario”) argentino”
Patty: te quiero
Nokia: connecting people
Panasonic: ideas for life
IBM: Think
Nike: just do it
Chesterfield: el “Americano” más famoso
HP: Inventa

No son simples características propias de un bien tangible o intangible, son características humanas, que mediante exigencias que visualizamos todos los días de nuestras vidas en este mundo globalizado, nos piden que salgamos corriendo a comprarlas.
De hecho, cuando nos juntamos con amigos, pocas veces evadimos el consumo. Si me junto con un amigo a tomar una cerveza, no es casual que la publicidad sea “el sabor del encuentro”.
Las propagandas de coca cola me muestran un modelo de familia tradicional, dónde reina la felicidad sólo porque están en presencia de una bebida gaseosa.
La vieja y conocida propaganda de Patty puede ser el ejemplo más estúpido, ¿puede llegar un individuo a mostrar afecto hacia una marca o el consumo de un producto?
La respuesta es SÍ, y no sólo eso… sino que puede la marca llegar a delimitar nuestra cultura, y nuestro “lifestyle”. Volviendo al ejemplo de patty, ésta es la marca, que se convirtió en un genérico; no decimos “hamburguesa”, sino “Patty”, aunque compremos otra marca.

¿Por qué cambia constantemente nuestra cultura, nuestros valores, nuestras creencias y costumbres? Miremos atrás, y sobretodo, prestemos especial atención al desarrollo de las publicidades, el orígen transnacional de las empresas que inventaron tal publicidad y el impacto que generó ésta en nuestra sociedad, hasta el punto en que consumir determinada marca nos haga pertenecer a determinado grupo social.

En la conformación de un nuevo producto que va a ser lanzado al mercado, las empresas extraen características humanas para trasladarlas al producto, que va orientado a un grupo social determinado en el cual la empresa quiere imponerse para construirle una identidad a través del consumo. Esto también se masifica a través de los medios, e impactan por medio de los slogans:

-“Pertenecer tiene sus privilegios” American Express
-“Hay cosas que el dinero no puede comprar, para todo lo demás, existe MasterCard”
-“Vivís en este mundo, necesitás Visa”
-“Santander Río, el valor de las ideas
-“H2O, para los que no buscan ser perfectos
-Pepsi: el sabor de la “nueva generación”
-Personal: “we are chusmas”

Presten suma atención a los mensajes subliminales escondidos tras los slogans. “Pertenecer” a qué grupo?, al grupo de los ricos, los poderosos, los “privilegiados” ya que nadie que gane menos de $3500 mensuales puede tener una Amex.
¿Qué cosas no puede comprar el dinero?, los valores claro, los sentimientos, que sin embargo son capturados para la conformación de este slogan en propagandas muy emotivas.
Vivís en este mundo, ¿en qué mundo?, en el mundo del consumo, claramente. Necesito una Visa, si no tengo una Visa, voy a permanecer por fuera del consumismo, al margen de la sociedad especulativa de sus salarios.
La institución bancaria, que dice valorar las ideas… los que ellos hacen es más bien la antítesis a toda diversidad de pensamiento… con tantos descuentos (para los privilegiados también, porque tenés que ganar como mínimo dos luquitas y media para que te den una Visa) que nos motivan a seguir consumiendo.
Definite a vos mismo, si no sos perfecto, toma h20, si buscás la perfección no la tomes (¡pero que idiota!)
Y por último, Pepsi establece un marco reducido de sus clientes, poniéndose como la bebida preferida de la nueva generación.

A continuación, presento extractos de comentarios de otro blog, donde se rinde culto a las publicidades:

Testimonios de consumidores acerca del poder de la marca:

-Diego Bocco said…
“impossible is nothing de adidas tiene mucha fuerza, mucha autoestima y te la transmite.”

-Ric said…
“No se si el mejor pero este me gusto: , by chandon. Lo tomo por que cuántas veces las personas dejamos pasar las oportunidades en nuestra vida?”…

No sólo construyen identidades, sino también marcan una época que nos causa nostalgia, más testimonios:

-Ana said…
“Hay una cancion que me ha quedado muy grabada, cuando desayunabamos para ir al colegio y mis viejos ponian la radio, me acuerdo de ” Hay un camino que te lleva lejos, recorrelo con Fate!!! Y “Ahora si nos lavamos los dientes, ahora si nos lavamos con gusto, con mucho gusto…gusto a banana frutilla y anana, no pica!!!, pibes y coqueterias!!! las pastitas aqui estan!!! Que buenas!!! Uy miles hay: Tubby 3 y tubby 4, aver is alguien se la acuerda!!! Ya la pongo en otro comentario…saludos…que nostalgia mas linda!!!”

Eso no es todo, el ser rebelde, globalifóbico, altermundialista, ambientalista y un subversivo que intenta romper con las consecuencias humanas que la ambición de la expansión del capitalismo salvaje traen, TAMBIÉN VENDE.
Primero, ¿hasta que punto piensan llegar las corporaciones?. La innovación permamente que impide que una marca pase de moda, más la incorporación de las nuevas tecnologías para la competencia, traen consecuencias para nuestra salud (y para nuestra acotada inteligencia y capacidad de decisión, donde ya está expuesto x mi renglones atrás).
En su afán por incrementar la productividad a la vez que reducir costos de producción es condición necesaria para la obtención de mayores ganancias, las empresas emplean el uso de sustancias inorgánicas o drogas que elevan los niveles de producción. Los cuales suelen traer problemas de salud a largo plazo y otras terribles consecuencias.
No es casualidad que Monsanto financie las investigaciones del CONICET, (¿Monsanto nos ama?)… que nadie se entere que queremos matar a los clientes, si eso nos hace ganar más plata, hagámoslo.

Las publicidades de McDonalds muestran comportamientos solidarios acerca de las donaciones a instituciones caritativas, mientras que la confección de cajitas felices se hacen en países del 3er mundo con mano de obra barata y sin ninguna restricción por parte de los desvastados estados subordinados a su orden impuesto mediante el imperialismo.

Las botellas de coca cola que suelo comprar a veces traen una etiqueta con recomendaciones de que “hacer deporte es bueno para la salud” o que tiene solamente “nosecuantas calorías”… a mi me viene a hablar de salud, de protección del medioambiente, cuando para hacer un litro de coca cola se necesitan más de 7 litros de agua??? Y después los boludos te dicen que cierres la canilla para lavarte los dientes, ja.
Claro ejemplo de que los platos rotos siempre los paga el pueblo, la deuda externa de las empresas que especularon en 30 años de neoliberalismo y las condiciones medioambientales.

En fin, no sólo tomaron las empresas nuestros valores (características intrínsecas del ser humano) sino también todo aquello de marcan una disidencia con respecto a sus imposiciones: los CONTRAVALORES.

-Lizabeth Kent said…
“A pesar de que deschavo la edad, recuerdo el contramensaje de la publicidad de cigarrillos Benson & Hedges: ”

Esta la vi recién en la tele:

Hellmans light: “no me va lo light”.

¿Qué nos queda?, si yo misma denuncio estas cosas y después admito que voy (como mínimo) 1 vez por semana a McDonalds. La solución es la “resignación” o mejor, la “aceptación“, realmente no se puede escapar del sistema. (A menos que tengamos una vida sexual muy activa y entregada al destino, como la de Charles Baudelaire, pero moriríamos de alguna enfermedad de transmición sexual, y no creo que ningún cerdo burgués de mi generación se acostumbre a la vida de “flaneur”)
Observemos los grupos, las identidades que las marcas conforman, mirémoslos desvanecerse a través del paso del tiempo hasta que resurja otra, y entreguémonos al consumo desenfrenado, con la única diferencia que nos externaliza de todo lo demás, que es “tenemos conciencia de ello”…

{Influenciada por Naomi Klein, “NO LOGO: EL PODER DE LAS MARCAS“}

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: